¿Por qué Domain Authority (Moz), Authority Score (Semrush) y Domain Rating (Ahrefs) pueden llevar a decisiones equivocadas?

Trabajar con cifras correctas ayuda a evaluar de forma fiable el éxito en SEO. Este artículo trata sobre por qué Domain Authority, Authority Score y Domain Rating pueden ser cifras engañosas y fomentar la toma de decisiones incorrectas.

El deseo de contar con métricas de rendimiento –también podemos llamarlo mensurabilidad o medición– es tan antiguo como útil. El economista Peter F. Drucker dijo una vez: «Lo que no es medible, no se puede mejorar». Dado que el propio Google no proporciona ningún indicador de rendimiento, es obvio que los proveedores de software intentan llenar ese vacío con sus propios productos y métricas.

Aunque estas métricas siempre acaban ofreciendo un valor, los métodos de cálculo y, sobre todo, las bases de datos subyacentes difieren significativamente. Entremos de lleno en ello:

¿Qué son Domain Authority, Authority Score y Domain Rating?

Si consultamos las páginas web de los propios proveedores, la explicación de las métricas parece, a primera vista, exactamente lo que se busca. Por ejemplo, Moz escribe :

Domain Authority (DA) es una puntuación del posicionamiento en buscadores desarrollada por Moz que predice la probabilidad de que un sitio web se posicione en las páginas de resultados de los motores de búsqueda (SERP). 

La explicación de SEMrush de Authority Score, que suena similar, es aún más completa y útil:

SEMrush Authority Score es nuestra métrica compuesta y se utiliza para medir la calidad general de un dominio o página web y su rendimiento SEO.

Cualquiera que pueda medir la «calidad general» de un sitio web está, al menos retóricamente, tocando el cielo.

Ahrefs no se arriesga y no entra a saco en el juego de ofrecer trucos de marketing al describir su métrica, ofreciendo una descripción comprensible:

Domain Rating (DR) muestra la fuerza del perfil de backlinks de un sitio web en comparación con los demás en base a nuestra base de datos, en una escala de 100 puntos. Es, básicamente, una versión menos granular del Ahrefs Rank (AR).

En esencia, los tres proveedores prometen una ratio para evaluar y comparar un dominio desde el punto de vista del SEO. Hasta aquí no suena mal, de hecho, suena bien y útil. Veamos ahora cómo se calculan estas métricas.

¿Cómo se calculan estas métricas?

En las páginas enlazadas anteriormente, los tres proveedores también revelan más información sobre cómo se calculan realmente estas ratios.

Moz lo hace basándose en su propio índice de enlaces («Domain Authority se basa en los datos de nuestro índice web Link Explorer»), SEMrush hace lo mismo («El segundo algoritmo utiliza datos de backlinks») y, como es lógico, el cálculo de Ahrefs también se basa en los enlaces.

Teniendo en cuenta que Moz posicionó su valor como una alternativa al PageRank de Google en su momento, esto es comprensible y coherente. Después los otros dos proveedores copiaron adaptaron este procedimiento.

Dejémoslo claro: tanto el Domain Authority como el Authority Score y el Domain Rating son ratios propias de tres proveedores, todas ellas calculadas a partir de índices de enlaces rastreados por los propios proveedores.

¿Cómo lo hace Google realmente?

Para evaluar estas métricas, tenemos que dar un paso atrás y entender primero cómo rastrea Google la web. En el siguiente diagrama se puede ver cómo lo hace:

El círculo exterior muestra internet completo, incluyendo todas las URLs teóricamente accesibles. La Dark Web, que incluye el contenido situado detrás de los controles de acceso. Contenido al que solo se puede acceder mediante el envío de formularios, al que solo se puede llegar desde ciertas regiones y más.

Sin embargo, Google solo cubre una parte de todo internet (el círculo del medio) porque el Googlebot no tiene acceso a toda la gama de contenidos. Ya sea porque no sabe que está ahí, porque no es lo suficientemente relevante como para gastar recursos en él o por muchas otras razones.

De este contenido rastreado, Google vuelve a hacer una criba y a utilizar solo una selección (círculo interno) para su índice de enlaces. Google es muy bueno a la hora de no calificar los enlaces no naturales. También se evalúan los archivos Disallow, se tienen en cuenta las numerosas versiones de los atributos nofollow y mucho más.

Conclusión: No sabemos lo grande que es internet. Tampoco sabemos qué parte de éste está siendo registrada por Google. Y sabemos aún menos sobre cuáles de los enlaces indexados son utilizados por Google para la clasificación.

¿Cómo encajan Domain Authority, Authority Score y Domain Rating en todo esto?

Para entender cómo encajan las tres métricas de Moz, SEMrush y Ahrefs en este concepto, tomemos el gráfico de arriba y tracemos también los índices de enlaces propios de estos tres proveedores:

Los problemas conceptuales que surgen de este enfoque son bastante obvios en el diagrama:

  • Tamaño del índice de enlaces: Google (y Bing, Yandex) rastrean más URLs que los proveedores individuales de software de SEO. El tamaño del índice de enlaces del software SEO no alcanza el nivel de exhaustividad sobre el que Google calcula sus clasificaciones.
  • Cobertura diferente: Google no publica qué URLs se rastrean. Por lo tanto, los rastreadores de los proveedores utilizarán inevitablemente una parte diferente de internet a la de Google como base de datos.
  • Clasificación diferente: Se sabe aún menos sobre qué enlaces evalúa Google y cuáles no. Los índices de enlaces no cuentan con este conocimiento y, por tanto, se desvían de nuevo del índice de enlaces de Google.
  • No hay comparabilidad: Incluso dentro de los índices de enlaces de terceros no se puede confiar en que mapeen diferentes dominios con un nivel de errores constante. Dependiendo del entorno de los dominios, las desviaciones con respecto a Google varían en tamaño.

En resumen, el problema general de las métricas calculadas en los índices de enlaces de terceros es que no están directamente relacionadas con el ecosistema de Google. Se desconoce la magnitud de la desviación con respecto a Google y ni siquiera se puede confiar en que esta desviación sea la misma para todos los dominios.

¿Cómo se muestran de forma práctica en la vida real?

Hasta aquí la teoría. Pero, ¿cómo se ve en la práctica? Un dominio útil para esto es digg.com. Lanzado hace 10 años como un sitio de marcadores y agregación de noticias, el dominio fue capaz de ganar un gran número de enlaces de alta calidad en muchos dominios mediante la integración del widget de marcadores.

digg.com fue capaz de alcanzar excelentes valores de visibilidad en Google en su inicio pero ahora está reducido a casi nada. Otro ejemplo, de nuevo un sitio de marcadores, fue mister-wong.de que en un momento dado tuvo el nivel de visibilidad de Wikipedia.

A pesar de los numerosos enlaces de gran calidad, el dominio fue rápidamente clasificado a la baja por Google. Todos los intentos posteriores de reanudar su crecimiento no han servido para llevarles al éxito de nuevo en los SERPs de Google.

Conociendo esta información previa, comprobemos ahora cómo se comporta este dominio en las ratios de esas tres herramientas SEO. En Ahrefs, el dominio alcanza una puntuación de 92 sobre 100 puntos. Esto es más que uno de los 20 dominios más visibles, rae.es, que tiene un RD de 85.

En SEMrush, el dominio tiene una Authority Score de 91 sobre 100. También aquí el valor es mayor que el de rae.es, con solo 75.

Por último, pero no por ello menos importante, la puntuación de Moz. Aquí el dominio tiene una enorme Domain Authority de 92 sobre 100. En Moz, el dominio rae.es tiene un DA de 92 también.

Así que si te fías de las ratios de Moz, SEMrush o Ahrefs, el dominio digg.com tiene una relevancia similar en Google a la del dominio rae.es. Cualquiera que haya profundizado, aunque sea brevemente, en el tema del SEO tendrá que estar de acuerdo en que esta revisión es un gran disparate.

Un enlace desde el dominio digg.com no tendrá el efecto positivo que puede tener un enlace desde el dominio rae.es. Al contrario, con un poco de mala suerte, Google puede incluso calificar dichos enlaces de forma negativa.

Conclusión

La medición es de vital importancia en la optimización de los motores de búsqueda. El SEO basado en datos fiables y no en sensaciones viscerales o corazonadas es el camino correcto hacia el éxito a largo plazo en los resultados de búsqueda de Google. Sin embargo, las métricas no relacionadas, como Domain Authority (Moz), Authority Score (Semrush) y Domain Rating (Ahrefs) pueden conducir a una falsa seguridad y, por lo tanto, a la toma decisiones equivocadas.

Artículos relacionados
Comentarios
hola@crea7ive.cl   
3. febrero 2022, 14:44

Siempre me ha llamado la atención este tipo de mediciones en cada herramienta. Uso Moz, Semrush, Ahrefs, Ubersuggest y DinoRank, y todas muestran valores distintos en sus distintas categorías. Esa falsa seguridad si existe, es por eso que se debe estar atento y hacer comparativas antes de tomar decisiones.

You have to be logged in to write comments.